raza de perro Ratonero Holandés historia características salud comportamiento

Todo lo que debes saber sobre el Ratonero Holandés

El ratonero holandés, o también conocido como Hollandse Smoushond, Dutch Ratter o Smous Holandés, es una raza de perro de tamaño medio originaria de los países bajos. La creencia popular da por hecho que este se extinguió después de la segunda guerra mundial, para posteriormente ser reconstruido desde cero en los años 1970. Este tipo de cachorro era muy común encontrarlo entre las comunidades judías y a los alrededores de las ciudades de Rotterdam y Ámsterdam.

Aunque en la actualidad se cree que el Hollandse Smoushond, no está renovado por completo, debido a que es muy difícil conseguir sus cachorros fuera de su país de origen. Catalogado como un implacable rastreador y exterminador de roedores, pues era casi una misión imposible que su objetivo pudiera ser capaz de escapar.

Historia del Ratonero Holandés

A pesar de que no se consigue mucha información contundente sobre esta especie de raza, todos los hechos señalan a que se originó en Holanda, como un pariente cercano al schnauzer. Algunos expertos coinciden en que el perro ratonero holandés debe sus orígenes al pinscher estándar, y de esto ser cierto es completamente posible que tenga alrededor de un milenio merodeando en el país alemán y holandés.

Una de las teorías más plausibles, es que los alemanes solían preferir los schnauzer puros de color negro, haciendo que este tipo de canino se viera como indeseable. Pero un comerciante de nombre Aabras tuvo una brillante idea, y fue llevar a estos perros que se consideraban indeseables hacia los países bajos, donde fueron adoptados con gran popularidad debido a su color en el pelaje.

Fueron muy populares en Holanda debido a su característico color naranja, pues en este país este color representa la alta jerarquía y la alta alcurnia. Este color en específico puede venir del cruce de dos razas como el british terriers o french griffons que también poseen un pelo rizado.

Tipos de Ratoneros en el mundo

A continuación se procede a explicar los distintos tipos de perro ratoneros que podemos encontrar en la actualidad.

  • Perro Ratonero Bodeguero Andaluz: Es el más conocido a nivel mundial por sus habilidades a la hora de cazar ratones. Suele ser de color negro con manchas marrones en su cabeza con unas orejas caídas hacia adelante.
  • Perro Ratonero Valenciano: Hay quienes afirman que este tipo de perro fue de los preferidos por los grandes faraones egipcios. Es de los más pequeños en su tipo, junto con una cabeza más estilizada y pelaje color blanco con manchas negras.
  • Perro Ratonero Mallorquín: Con un peso aproximado de cuatro kilos y oriundo de las islas de Mallorca, es de los más populares en las zonas del sur
  • Perro Ratonero Murciano: Puede llegar a medir alrededor de los 34 centímetros en su fase más adulta, con un peso de seis kilos y un pelaje liso pero corto
También te puede interesar: El Ratonero de Praga

Características del Ratonero Holandés

Tiende a tener fuertes características muy marcadas, por lo que se puede encontrar pequeñas diferencias entre los machos y hembras.

Tamaño

  • Machos: de 37 a 42 cm
  • Hembras: de 35 a 40 cm

Peso

  • Machos: de 8 a 11 kg
  • Hembras: de 7 a 10 kg

Color de pelaje

Posee un pelaje de color arena, con un tipo de pelo largo y duro.

Característica distintiva de la raza

  • Cabeza: Tiene una cabeza ancha, corta, con una frente perfectamente redondeada y el hocico se encuentra conectado fuertemente a su cabeza.
  • Nariz: Es de color negro oscuro.
  • Orejas: Son pequeñas en forma de triángulo y casi siempre están caídas.

Expectativa de vida

Se sitúan con una esperanza de vida de 12 a 14 años dependiendo de su calidad de vida.

Tendencia

Es un perro dócil, muy cariñoso y fiel a su dueño.

Si no le das una buena educación, puede ser un perro muy ladrador y podría escapar fácilmente.

Es cierto que su físico no es muy disuasivo pero desde luego actuará como muy buena alarma avisando cualquier movimiento o ruido extraño en casa.

Un cachorro ratonero holandés aprenderá a quedar solo con un adiestramiento positivo y con mucha paciencia.

tamaño peso esperanza de vida ratonero holandés
Características del Ratonero Holandés

Comportamiento del Ratonero Holandés

El Dutch Smoushond como también es conocido el ratonero holandés, es muy querido por su comportamiento apacible resultando como un increíble perro de compañía familiar. Son leales con un fuerte apego al lazo familiar, hasta el punto que son capaces de sufrir de ansiedad si se encuentran solos por largos periodos de tiempo.

No es para nada agresivo, siempre y cuando se le eduque desde pequeño. Es el amigo perfecto para los niños, pues disfruta de su compañía y poder compartir una diversidad de juegos. Al pertenecer a un grupo de caninos más sensibles se recomienda el adiestramiento mediante recompensas, ya que suele dar mejores resultados.

Salud del Ratonero Holandés

Estos perros gozan de buena salud y un fuerte sistema inmunológico, las probabilidades de que desarrollen alguna enfermedad es muy baja. Pueden tolerar muy bien el calor e incluso son capaces de adaptarse a climas fríos. No suele estar predispuestos a sufrir de obesidad. Algunos de los problemas que pueden presentar serian displacía de cadera, displacía de codo, luxación de la lente, cataratas, entropión y ectropión.

Alimentación del Ratonero Holandés

Muchos veterinarios recomiendan que se debe de alimentar con piensos o croquetas que aporten una buena cantidad de proteína y vitaminas. Este se debe alimentar una vez por día, de preferencia en la noche, para ayudarlo a evitar una posible torsión gástrica. Acompañado siempre de una buena cantidad de agua fresca, recordando cambiarla todos los días.

Cría del Ratonero Holandés

Originalmente, fue domesticado para trabajar en granjas, ayudando a desaparecer la proliferación de enfermedades e inanición con la caza de alimañas. También ejercieron como perros granjeros donde se encargaba de la protección de ganado y cuidar el establecimiento a brindar seguridad a la familia.

Pero en la actualidad es más común verlos como perros de casa, siendo los preferidos para acompañar a las familias en su rutina diaria. Son cachorros muy amables, leales, tiernos, cariñosos, y no tienden a necesitar de largos paseos y actividades físicas elevadas. A pesar de ser muy inteligentes, prefieren los juegos un poco más bruscos. Son reservados y se siente desconfiados en presencia de otras personas que no le resulten familiar.

Precio de un Ratonero Holandés

Debido a que aún se encuentran en proceso de reconstrucción, es una tarea difícil promediar un precio para este tipo de cachorro. Pues es bien sabido que cada especie que se encuentre pasa directamente a pruebas médicas para saber si es capaz de ayudar en la línea de cría.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *