cómo darle pastilla a un perro

¿Cómo darle pastilla a un perro?

Lograr que tu perro sea diagnosticado y tratado adecuadamente es solo la mitad de la batalla. No todas nuestras mascotas están preparadas para tomar mansamente la medicina, especialmente las pastillas. Algunos se resisten desesperadamente, mientras que otros se esfuerzan por esconder la píldora en la boca y escupirla en secreto. Sin embargo, hay varias formas de administrar la píldora de forma rápida y eficaz.

A continuación, los mejores trucos para darle un pastilla a tu perro.

Ocultar la pastilla

La opción más agradable para el perro es esconder la medicina en algo sabroso. Una bola de comida enlatada es perfecta. Al mismo tiempo, no es recomendable triturar la tableta: para algunos medicamentos, esto reduce la efectividad. También puede dar un regalo con una «sorpresa» como recompensa por el comando ejecutado.

Es cierto que hay un matiz. Este método solo es adecuado para pastillas con un sabor neutro: el perro escupirá una píldora amarga cuando muerda. Y él también recordará su olor, y el truco nunca volverá a funcionar. Es cierto que todavía hay medicamentos que deben administrarse antes o después de las comidas, y no durante. En este caso, un dispensador de tabletas puede ser útil.

Dispensador de tabletas

Un dispositivo simple y reutilizable, también conocido como funda o piller. Lo puedes encontrar en casi cualquier farmacia veterinaria. Es similar a una jeringa, pero en lugar de una aguja, hay pinzas en el extremo que sostienen una tableta o cápsula. Si el perro escupe la pastilla, ábrele la boca con una mano y con la otra empuja el introductor hacia adentro para que el medicamento quede cerca de la raíz de la lengua. Al presionar suavemente el pistón, las empuñaduras se abrirán y la tableta se caerá. A continuación, debes quitar el dispensador de tabletas, cerrar la boca de la mascota y, levantando ligeramente la cabeza, acariciar su garganta, estimulando la deglución.

También te puede interesar: Analgésicos para perros con artritis

Sin medios improvisados

Si no tienes un dispensador de tabletas a mano, puedes seguir un algoritmo similar sin él.

  1. El perro debe pararse, sentarse o acostarse boca abajo. Si se resiste, pídele a alguien de la familia que lo sostenga.
  2. Toma el comprimido con la mano derecha (o con la izquierda si es zurdo).
  3. Para que la mascota abra la boca, con el pulgar y el índice de la otra mano, presiona ligeramente el espacio entre los dientes.
  4. Coloca el medicamento en la raíz de la lengua y cierra la boca inmediatamente.
  5. Apunta el hocico con la nariz hacia arriba y sujeta con la mano para que el perro no pueda abrir la boca.
  6. Suelta al perro cuando trague. Esto sucederá más rápido si acaricias el área de la garganta entre la cabeza y el cuello.

Ahora bien, este método tiene que ser la última solución porque realmente las 2 primeras opciones son las más correctas y no procedemos a un método que puede ser desagrable para tu amigo peludo.

¿Puedo darle a mi perro pastillas para humanos?

Los humanos y los perros tienen fisiologías diferentes y solo unas pocas píldoras para humanos son adecuadas para nuestras mascotas.

Al mismo tiempo, muchas pastillas para las personas, cuando se  las dan a los perros no solo son inútiles, sino también extremadamente peligrosas. Esto puede conducir a las consecuencias más graves. Bajo prohibición categórica se encuentran:

  • Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (Ibuprofeno, Nurofen, Advil)
  • Medicamentos que contienen paracetamol.
  • Antidepresivos, somníferos y sedantes.
  • Fármacos para el tratamiento del trastorno por déficit de atención.

Y lo más importante: ningún medicamento (incluidas las tabletas para gusanos y alergias) nunca debe administrarse a un perro sin permiso. Los medicamentos son recetados únicamente por un veterinario calificado y el propietario debe seguir estrictamente todas sus recomendaciones de dosificación y duración de la administración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *