los gatos pueden comer limón

¿Los gatos pueden comer limón?

Existe una gran cantidad de alimentos que pueden traer muchos beneficios a tu gato, pero también, existen otros tantos que pueden dañar su salud. Es por eso que debemos de estar atento a qué pueden comer y qué no pueden comer nuestros mininos.

Quizás te estés preguntando si se le puede dar limón a un gato pues este cítrico es uno de los más abundantes en el mundo y también, uno de los más consumidos. Para evitar cualquier problema con tu mascota, aquí te diremos qué pasa si mi gato come limón pues esto puede ser peligroso.

¡No le des limón a tu gato!

La respuesta corta es: NO, LOS GATOS NO PUEDEN COMER LIMÓN ¿Por qué? A continuación, te lo explicamos.

Lo primero que debes de saber es que darle limón a tu gato no es la mejor idea pues esta fruta es muy tóxica y peligrosa para tu mascota. Así es, el limón puede resultar muy dañino para la salud de tu gato.

No, los gatos pueden comer limón es totalmente falso, ya que darles limón en fruta o zumo puede ser como veneno. Esto debido a que el limón posee una gran cantidad de aceites esenciales que son tóxicos para el organismo de los felinos. Tanto que podría derivar en daños permanentes a su salud.

Síntomas de intoxicación con limón en los gatos

  • Malestar estomacal: Uno de los efectos segundarios del limón en gatos más evidentes son los problemas estomacales. Si tu gato comió un pedazo de limón y escuchas ruidos en su estómago, notas que le duele o comienza a vomitar ¡Eso es señal de alerta!
  • Diarreas: Además de provocar malestar estomacal, otro síntoma de peligro del limón para gatos es la diarrea. Y es que el cuerpo reacciona con diarreas para eliminar los compuestos del limón lo cual puede llevar, si no se controla, a la deshidratación la cual es muy peligrosa.
  • Estado letárgico: Otro de los síntomas que podemos encontrar en tu gato si este comió limón o bebió su zumo es el estado letárgico: Esto quiere decir que tu gato se pondrá triste, no querrá levantarse y todo el tiempo permanecerá acostad o sin ánimos de jugar y comer.

¿Qué hacer si mi gato come limón?

La mejor forma de evitar la intoxicación del gato con limón es prevenir que esta suceda. Cuida muy bien que tu gato no agarre los limones de la cocina o si los usas, deséchalos adecuadamente. De igual forma, si tienes limoneros, es mejor evitar que tu gato se acerca.

En caso de que tu gato haya comida limón, es necesario mantenerlo en estricta vigilancia y llevarlo de inmediato al veterinario. Así evitaremos que aparezcan los terribles riesgos de dar limón a un gato. También nos permitirá evitar que el limón afecte por más tiempo la salud de nuestro felino.

Tratar la intoxicación de un gato con limón es más sencillo de lo que parece, ya que bastará con un lavado gástrico hecho por el veterinario para retirar el limón. Es probable que el gato requiere de algún suero para recuperar líquidos e incluso carbón activado para ayudar a eliminar las toxinas del cítrico.

¿Qué te ha parecido este artículo? Ahora ya conoces la respuesta sobre la mala relación entre el gato y el limón. ALIMASCOTA.ES te invita a seguir navegando por la web para aprender más sobre la alimentación para mascotas y sus cuidados.

close
🤞 ¡No te pierdas los próximos artículos!

¡No enviamos spam! Lee más en nuestra política de privacidad

A CONTINUACIÓN, POR FAVOR TIENES QUE CONFIRMAR LA SUSCRIPCIÓN EN TU EMAIL. ¡MUCHAS GRACIAS POR CONFIAR EN NOSOTROS!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *