los gatos pueden comer hígado

¿Los gatos pueden comer hígado?

Es normal tener dudas sobre la alimentación del gato pues hay alimentos que podrían parecer apetitosos o nutritivos, pero que en realidad no lo son. Es por eso que aquí te diremos si es bueno dar hígado a un gato en tu dieta.

¿Se puede dar hígado a un gato?

Al igual que pasa con muchos alimentos, los gatos pueden comer hígado siempre y cuando tomemos en cuenta algunos puntos. Y es que, si bien no hay problema en que nuestro gato coma un poco de hígado porque se le antojó, siempre debemos de cuidar las cantidades.

Se le puede dar hígado a un gato para complementar su dieta y que reciba la gran cantidad de nutrientes que este alimento confiere. Lo que debemos de cuidar es la cantidad y la frecuencia pues como pasa con casi todo, en exceso puede resultar dañina.

Beneficios del hígado para gatos

  • Alto contenido de vitaminas: Una de las principales ventajas de darle hígado a tu gato es la gran cantidad de vitaminas que este alimento posee. Un pequeño trozo podrá aportar:
  • Vitamina A
  • Vitaminas del grupo B
  • Vitaminas D, E y K

Todas estas vitaminas son ideales para la salud del gato.

  • Alto contenido en minerales: Otra razón por las cuales los gatos pueden comer hígado de vaca es la gran cantidad de minerales que el hígado posee. En primer lugar, tenemos al hierro el cual es muy importante para la sangre. También encontramos al zinc, selenio, magnesio, cobre y al calcio, entre otros más.
  • Otros compuestos fundamentales para la salud: Además, el hígado puede aportar otro tipo de compuestos o nutrientes muy importantes para la salud de un gato. En ellos destacan tanto la taurina como las proteínas. Todo esto ayudará a que tu gato se mantenga en perfecto estado de salud.

Riesgos del hígado para gatos

Como pasa con cualquier alimento tanto para gatos como humanos, las cantidades son muy importantes. Los gatos pueden comer hígado de pollo, ya que este tiene excelentes propiedades, pero con moderación. Un exceso de hígado en su dieta puede generar problemas como altos niveles de ciertos minerales y vitaminas.

Además, existe la idea errónea de que entre más le demos, mayores serán los beneficios del hígado para los gatos. En realidad, darle mucho hígado a nuestro gato puede generar problemas gastrointestinales debido al cambio drástico en la dieta, lo mejor es darle hígado, pero con moderación.

¿Cómo dar hígado a un gato?

Para darle hígado a tu gato, lo primero que debes hacer es limpiarlo bien para después, cocinarlo a la plancha, hervirlo o al horno sin añadir ningún tipo de sal o condimento. Esto es importante pues el consumo de alimentos crudos es muy peligroso.

En cuanto a la frecuencia, lo que recomiendan los veterinarios es darle un pequeño trozo de hígado a tu gato como máximo, 2 veces por semana. La porción debe ser equivalente al 5% de lo que va a comer por lo que pesarlo es una buena idea, así evitarás darle de más.

¿Qué te ha parecido este artículo? Ahora ya sabes que hay una buena relación entre el hígado y el gato pero siempre de forma controlada y moderada. ALIMASCOTA.ES te invita a seguir navegando por su web para descubrir más consejos sobre la alimentación del gato.

close
🤞 ¡No te pierdas los próximos artículos!

¡No enviamos spam! Lee más en nuestra política de privacidad

A CONTINUACIÓN, POR FAVOR TIENES QUE CONFIRMAR LA SUSCRIPCIÓN EN TU EMAIL. ¡MUCHAS GRACIAS POR CONFIAR EN NOSOTROS!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *